Antes de solicitar una primera consulta, por favor, lee atentamente cómo es mi trabajo como psicóloga de gatos y por qué es así.

Lo fundamental en el trabajo que realizo es que SIEMPRE es desde el amor, la igualdad y el respeto hacia el felino y SIEMPRE es en beneficio de este, y no sólo del humano. Trabajo para mejorar y sanar la relación humano-animal, animal-humano y animal-animal, pero siempre respetando las necesidades y deseos de los individuos y nunca supeditando la voluntad del animal a la del humano. Lo primero es el bienestar del gato.

Otra cosa imprescindible en el desarrollo y efectividad de mi labor como psicóloga felina y terapeuta es el nivel de involucración de la o las personas responsables del animal, así como la disposición a recibir y aceptar información que pueda ser distinta a su punto de vista o voluntad, ya que muchas veces nos negamos (de manera consciente o inconsciente) a aceptar “la realidad” del otro, tanto entre personas como entre personas y animales. Si realmente quieres mejorar vuestra relación y calidad de vida, tienes que estar dispuesto a involucrarte en serio de forma continua y a asumir responsabilidades. Yo te daré las pautas a seguir, pero hay que seguirlas para obtener resultados positivos. Gracias de antemano.

DIGITAL CAMERA

Soy experta en psicología felina, lo que también se conoce como etología del gato doméstico. El trabajo de un psicólogo de gatos es complejo, ya que hay que considerar todas las situaciones y circunstancias que vive el minino. Siempre hay que ver los casos desde un punto de vista holístico y completo, teniendo en cuenta todo lo que afecta al animal, tanto física, como emocional y energéticamente.

Normalmente realizo mi trabajo a distancia. Las herramientas que más utilizo son la Etología Felina, Comunicación Animal a través de fotos y el estudio de vídeos en casos de agresividad, depresión, conductas erráticas, cambios de comportamiento, mala relación entre animales, etc.

¿Por qué trabajo así? Sencillo: los gatos son animales muy sensibles que cambian radicalmente su comportamiento cuando viene gente extraña a su hogar, por lo que normalmente, cuando asisto al domicilio, el gato no muestra los comportamientos que su persona me comenta. Cuánto más si tratamos de desplazar al animal de su casa. Todos sabemos lo mal que lo pasan muchos gatos cada vez que salen de casa. Trabajando a distancia se puede evaluar mucho mejor lo que sucede sin perjuicio ninguno para el animal. De todas formas, si los responsables desean una visita al domicilio, pueden solicitarlo sin problema.

Hay algunos casos, normalmente los relacionados con algunas cuestiones etológicas (arena, recursos, juguetes, etc), en los que es recomendable o necesario acudir al domicilio para dar pautas muy concretas a los responsables, como el lugar exacto donde colocar algo o localizar en concreto “eso” que atemoriza a nuestro gato. 

En la mayoría de los casos es más que aconsejable acompañar el tratamiento con un refuerzo de Flores de Bach, ya que con los animales tiene una eficacia increíble. Es una ayuda casi imprescindible que acelera mucho la mejoría del estado del animal. Además, los tratamientos florales son inocuos y efectivos tanto a nivel energético y emocional como físico, lo que proporciona un gran apoyo al tratamiento en todos los campos sin riesgo alguno ni efectos secundarios.

Al solicitar una consulta, y si para el tratamiento es necesario un preparado floral, se realizará un importante descuento sobre este que llevará incluido el precio del envío.

Si ya conoces cómo funcionan los tratamientos florales y/o sólo deseas que te envíe un preparado específico para un gato por una situación concreta (cambios, mudanzas, nuevos individuos en la familia, vacaciones, etc), entra en contacto conmigo solicitando explícitamente que deseas sólo un tratamiento floral. En el precio va incluido el envío del preparado.

*** SIEMPRE es necesaria una buena revisión veterinaria previa a cualquier consulta. Nuestro trabajo como terapeutas no es sustitutivo del trabajo veterinario, si no que son complementarios atendiendo diferentes necesidades del animal. Si has notado algo anómalo en tu compañero, lo primero es acudir al veterinario y hacer un examen médico completo. ***
Share
error: Content is protected !!